Patio Bonito: si ese es el patio, cómo sería el interior

Publicidad

El patrimonio histórico y cultural ha sido siempre un tema fundamental de Vivir en El Poblado. En 2009 hicimos un recorrido por los antiguos barrios, del que rescatamos esta historia, la de Patio Bonito.

2009

Ubicamos la hacienda Patio Bonito a principios del siglo XIX: pertenecía, en ese momento, al señor Nolasco Posada Arango. Él le vendió a su yerno, quien agregó nuevos terrenos mediante remates y compras sucesivas. Esas compras se extendieron hasta el siglo XX, 1900. En ese momento se hizo la primera ampliación de la casa. Un año después se anexó un nuevo lote, para abrir un camino hacia la estación del ferrocarril de Amagá (hoy, calle 10).

Publicidad

Cuando murieron don Nolasco y su esposa, su hijo Abraham heredó la finca y siguió comprando lotes. Con su esposa, María Jesús Arango, y su familia, vivieron en el centro de Medellín, e iban a la finca para vacaciones y fiestas de fin de año. Así, entre 1902 y 1925. Don Abraham siguió agrandando su finca, pero en 1932 le vendió al Municipio un lote para construir la nueva feria de ganado.

En Patio Bonito, en distintos momentos, hubo trapiche, en donde se producían panela, panes de azúcar y miel para las bestias. Las chimeneas emanaban un delicioso aroma, que seguro alegraba la vida de la gente, y que iba hasta más allá de los cañaduzales, que eran los más extensos de las orillas del Medellín. El trapiche funcionó hasta 1940. Pero a la vez que don Abraham agrandaba su finca, la casa de la hacienda Patio Bonito fue reformada a imagen y semejanza de la casa de 1900.

La primera urbanización privada

La primera transformación de esta zona rural empezó en el 62, cuando los herederos del señor Nolasco Posada formaron la Sociedad Urbanizadora Patio Bonito, la primera urbanización privada en El Poblado. A la gobernación de Antioquia le vendió una parcela para la Fábrica de Licores. También se construyeron el Politécnico Jaime Isaza Cadavid, y el INEM, en los años 70. Don Abraham le donó, además, un terreno a la iglesia para que construyeran un templo.

Patio Bonito unos los principales barrios de El Poblado
La parroquia de Santa María de los Dolores fue creada en 1986, y, seis años más tarde, fue inaugurado el templo

Uno de los hechos que más marcaron el paso de Patio Bonito de zona semirrural a barrio fue la construcción de la urbanización. Pero, según se lee en la edición de 2009 de Vivir en El Poblado, la llegada del Metro generó el cambio definitivo: “En 1995 contribuyó aún más a la modificación del barrio la edificación de la Estación Poblado del Metro. Desde ese momento hasta hoy, la vocación residencial de Patio Bonito no ha dejado de ceder terreno al carácter comercial, y son pocas las casas que no han despedido para siempre a los grupos familiares y albergan hoy empresas de diferente índole”.

Publicidad
Publicidad