Publicidad

Contingencia ambiental en el Aburrá aún no implica pico y placa

Medidas que pueden aplicar industrias, empresas y ciudadanos, más los efectos del fenómeno de La Niña, podrían mitigar los efectos de un nuevo episodio de contingencia ambiental que golpeará el Valle de Aburrá desde la próxima semana.

El episodio que afecta la calidad del aire, informó Ana María Roldán, subdirectora ambiental del Área Metropolitana, iniciaría el 28 de septiembre y se extendería hasta el 17 de octubre.

Son fechas en condicional debido a la posibilidad de que ocurran fenómenos meteorológicos que cambien las condiciones y a la incidencia negativa que puedan tener los incendios forestales en la región y en el país, incluso en países vecinos.

También le puede interesar:

Frente al fenómeno, el director del Área Metropolitana, Juan David Palacio, ni confirmó ni descartó la posibilidad de que regrese la aplicación del pico y placa ambiental en el Aburrá. Para el resto de esta semana del 24 de septiembre, la medida no será aplicada.

Según la funcionaria Roldán, el fenómeno de La Niña podría ayudar a lavar los contaminantes del aire en el Aburrá.

Además de los efectos de la naturaleza, añadió Roldán, está en manos de la ciudadanía mantener estrategias durante el tiempo que transcurra el episodio de contingencia ambiental. Estas son los horarios laborales escalonados y el trabajo remoto, “para no llegar al estado de estaciones naranja”.

Publicidad

Publicidad