Publicidad

Se puede caer más bajo: fuerte contracción del comercio en América Latina

Publicidad

América Latina se encuentra, una vez más, en el ojo del huracán económico, que significa el paso de la COVID-19 por la región. Nuevamente, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) ha asegurado que el comercio exterior de este continente caerá hasta 23 %.

La cifra es inferior a la registrada durante la crisis financiera mundial, ocurrida entre 2008-2009 y originada por el desplome de las hipotecas subprime en Estados Unidos, cuando este indicador mostró una contracción de 21 %.

Los pronósticos han sido negativos. Caída del PIB de 9,1 %, con un panorama poco alentador en 2021, retroceso de la inversión extranjera en la zona, fuerte descenso en la recepción de las remesas y desplome del turismo, son algunos de los vaticinios de la Cepal, a los cuales se agrega otro ingrediente: el derrumbe del comercio exterior.

Otras opiniones en Voz del lector

El informe destaca que durante este primer semestre el valor de los envíos de productos mineros, petróleo y manufactura disminuyó 25,8 % y 1,5 % respectivamente. Como paradoja, las exportaciones agrícolas y agropecuarias reportaron un incremento de 0,9 %.

Por otra parte, y tal y como se preveía, las exportaciones de servicios bajaron 10,2 %, debido a la paralización del sector turismo, lo que tuvo mayor impacto en el Caribe, donde esta actividad significó el año pasado 45 % de su actividad exportadora.

Pero, ¿qué debe hacerse al respecto? La Cepal, en aras de contribuir a minimizar el efecto negativo del desempeño de estos indicadores, ha propuesto incrementar, de manera sustancial, la integración regional, ya que el mundo que vendrá mostrará “un menor nivel de apertura, más permeado por consideraciones geopolíticas y de seguridad nacional”.

Como consecuencia de la pandemia, el mundo ya no es un lugar tan seguro para operar, ante lo cual las alianzas regionales y la conexión con los vecinos, serán imprescindibles. Según el documento, la economía mundial se “regionalizará” en torno a tres polos: Norteamérica, Europa y Asia Oriental y Sudoriental”.

Otras opiniones en Voz del lector

La Cepal pide a Latinoamérica “reducir costos mediante una logística eficiente, fluida y segura”, ya que en una economía mundial más incierta y regionalizada “es crucial profundizar la integración, impulsar cadenas de valor regionales en sectores estratégicos, promover un mercado común digital, reducir la vulnerabilidad ante choques externos y crear una interlocución más simétrica con Estados Unidos, China y Europa”.

Así que, de acuerdo con lo antes planteado, la nueva economía se sustentará en una mayor regionalización, cada quien a lo suyo y en su ámbito de acción. Urge el trabajo en conjunto para garantizar el éxito y minimizar el impacto regional de la crisis sanitaria.

Por: Moris Beracha

Publicidad

Publicidad

Publicidad