Con Tal Ben Shahar, “el profesor más popular de Harvard”, UPB comenzó diplomado en felicidad

Publicidad

Conversamos con Dana Benarroch, coordinadora académica del Diplomado de Liderazgo en felicidad que comenzó hace unos días, la Universidad Pontificia Bolivariana. Tal Ben Shahar, su guía, participará este jueves, 19 de mayo, en una charla con los estudiantes de este programa.

Le puede interesar: La UPB realmente tiene un EcoCampus

¿Qué tiene de especial este diplomado? 

Es el primer diplomado en el mundo que va a enseñar de manera exclusiva el modelo de felicidad (SPIRE) creado por el Doctor Tal Ben-Shahar. El Doctor Tal Ben-Shahar es uno de los más destacados profesores de la ciencia de la felicidad, en el mundo. Recientemente el padre de la psicología positiva lo llamó “The Master Teacher of Happiness” durante el lanzamiento de la primera maestría en felicidad creada por Tal Ben-Shahar y que será enseñada en la Centenary University.  El modelo SPIRE tiene dos características principales: primero, es una malla académica de alto rigor científico que incorpora lo que tienen para decir sobre felicidad campos del saber como la economía, sociología, filosofía, teología, medicina, biología, psicología, literatura, arte y música. Y segundo, está basada en la naturaleza humana, en su esencia más básica. Por lo tanto, es aplicable para cualquier persona, de cualquier edad, sexo, religión y cultura.

¿Por qué es valioso hacerlo? 

 Porque nos enseña desde la teoría y la práctica cómo cultivar la felicidad; aprendemos cómo ser más felices cada día. También, porque el diplomado otorga una insignia que puede ser puesta en los perfiles de las redes sociales. Quien esté interesado en ver, por ejemplo, en qué consistió el diplomado cursado, hace clic en la insignia y va  a llegar al sitio de la UPB, para conocer las habilidades con las que salió el estudiante.

¿Qué tienen en común sus profesoras?

Publicidad

Son todas graduadas y estudiantes permanentes de HSA – “Happiness Studies Academy” – la academia que Tal Ben Shahar cofundó para enseñar el certificado como entrenadores, en estos temas. 

¿Por qué es importante la presencia y guía de Tal Ben Shahar?  

Porque ha dedicado su vida a estudiar y enseñar felicidad. Es psicólogo y filósofo con doctorado en comportamiento organizacional de la Universidad de Harvard. Su principal fortaleza es el amor por el aprendizaje. Esto lo convierte en un lector empedernido, y que se declara aprendiz de por vida. Su mente es brillante y su corazón enorme.

 ¿Qué le habrá permitido este diplomado a sus estudiantes, al terminar? 

Este curso nos ha impactado la vida en todas sus dimensiones. Incluso a quienes, como yo, llevamos tantos años  en el estudio y enseñanza sobre la felicidad. Es muy profundo, amplio y aterrizado. Los estudiantes podrán desde el primer día comenzar a aplicar técnicas de bienestar que les permitirán mejorar su calidad de vida, sus relaciones, su salud física y mental, su gestión emocional y su amor por el aprendizaje. Igualmente, los estudiantes podrán llevar a sus hogares y a sus entornos laborales todo lo aprendido, podrán enseñarlo, replicarlo. Para los “coaches” (entrenadores) es una certificación muy útil y diferenciadora porque tiene total soporte científico que le da un carácter más profesional a su labor. 

¿Qué espera poder transmitir, lograr con los estudiantes?

Lo primero y más importante es que aprendan a ser más felices cada día. La felicidad no es un destino, es un estilo de vida que se incrementa como una espiral ascendente cada día.

Nunca para la posibilidad de ser más feliz cada día, porque como seres humanos que traemos una historia y unos pesos culturales, ir cambiando mentalidades, hábitos y abrir consciencia toma tiempo, tiempo de prácticas diarias. Y aquí hay algo que me gustaría resaltar: hacemos mucho énfasis en que las pequeñas acciones producen grandes cambios. Se trata de ir incorporando poco a poco pequeños hábitos para ser más felices, para incrementar el bienestar integral, el desarrollo integral del ser. 

 Dana Benarroch es la coordinadora académica de este diplomado, y hace parte de la dirección académica del Club de Alumnos y Negocios de "Happiness Studies Academy" (Academia de Estudios de la Felicidad), fundada por Tal Ben Shahar.
Dana Benarroch es la coordinadora académica de este diplomado, y directora académica del Club de Alumnos y Negocios de “Happiness Studies Academy”

Otra de las ventajas de un diplomado como éste es la comunidad que se crea. Por ejemplo, la comunidad de compañeros de estudio de “Happiness Study Academy” a la que pertenezco ha sido para mí encontrarme con uno de los grandes baluartes de mi vida hoy en día. No lo esperaba, incluso ¡ni sabía que lo necesitaba! Construir relaciones significativas es el predictor número de felicidad, según los 85 años de investigación transversal de Harvard.

Este diplomado que va hasta diciembre incluye a profesores de varios países: Lesvia Vargas (México), Silvia Estévez (España), Flor La Fuente (España), Catalina Cuartas (Estados Unidos), Dana Benarroch y el padre Edward (Colombia).

Pero lo que Harvard no ha considerado es que construirlas con personas que piensan parecido y que tienen un corazón parecido (like-minded and like-hearted), es otro nivel. La generosidad, la camaradería, la cooperación, la energía de amor, abundancia y prosperidad se respira en cada chat, en cada correo, en cada encuentro virtual. Y eso es lo que me gustaría construir con todas las cohortes que vengan de este diplomado. Es como ir generando una espiral ascendente de felicidad, prosperidad y abundancia entre los estudiantes del diplomado, a partir del compromiso de cada uno con su propósito y pasiones.

Martin Seligman dijo recientemente en el WOHASU -World Happiness Summit – : “lo importante no es la felicidad sino la productividad y libertad que la felicidad genera”.

Publicidad
Publicidad