Carolina Zuleta Maya
icono-tubeicono-faceicono-twitericono-instagranCONTACTOUBICACIN
Publicidad
 
Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to Twitter
Pasamos toda nuestra carrera buscando lo que va a hacernos felices. La sociedad dice que un mejor trabajo es aquel que tiene más responsabilidades, un título más prestigioso y que paga más dinero, pero esto no es del todo cierto
/ Carolina Zuleta

Muchas personas vienen a mí porque no son felices en su trabajo. Aunque tienen carreras prestigiosas y una trayectoria extraordinaria, se sienten estresados, poco apreciados y atrapados en un trabajo que no les da plenitud.

Cuando les pregunto qué están haciendo para encontrar un trabajo más satisfactorio, muchos me dicen que están siguiendo los mismos pasos que los llevaron a la insatisfacción en primer lugar. La definición de locura es hacer lo mismo una y otra vez esperando resultados diferentes. Así que si quieres satisfacción en tu trabajo y aún no la tienes, debes aprender un nuevo método.

Creo que el proceso que seguimos para buscar empleo está incompleto. Este proceso se centra en buscar las oportunidades laborales que existen, pero no tiene en cuenta los valores y anhelos de la persona que está buscando.

Por lo general, todo comienza cuando estamos eligiendo a qué universidad ir. Estudiamos las universidades debido a su reputación, ubicación, carreras que ofrecen y la probabilidad de ser aceptados, finalmente elegimos la que creemos se ajusta a lo que necesitamos.

Años más tarde al graduarnos, elegimos un trabajo basado en el título que recibimos en la universidad, el lugar donde queremos vivir, la posición que tendremos y el sueldo que nos van a pagar. Si decidimos conseguir un grado avanzado, de nuevo elegimos mirando lo que está disponible afuera de nosotros: escalafones, locación, etcétera. Rara vez nos detenemos a mirar qué es lo que realmente nos va a traer plenitud.

Pasamos toda nuestra carrera buscando afuera de nosotros mismos lo que va a hacernos felices, sin comprender realmente lo que nos hace feliz por dentro. La sociedad dice que un mejor trabajo es aquel que tiene más responsabilidades, un título más prestigioso y que paga más dinero, pero por ahora me imagino que sabes que esto no es del todo cierto.

La industria, posición, salario y beneficios son muy importantes, pero no son suficientes para sentirnos plenos. La plenitud aparece cuando nuestra realidad exterior refleja nuestros anhelos internos. Con valores me refiero a lo que es más importante para nosotros: la libertad, ser visto, ser escuchado, la creatividad, el crecimiento, la contribución, etcétera. Estos valores son únicos para cada uno de nosotros y cuando encontramos la manera de honrarlos en el día a día, vivimos una vida plena.

Si no estás contento en tu trabajo y deseas cambiar, te invito a que te tomes un tiempo para aprender sobre lo que te dará el sentimiento de plenitud. Reflexiona sobre estas tres preguntas.

1. ¿Cuáles son los valores que son más importantes para ti en el lugar de trabajo?
2. ¿Con qué tipo de personas te gustaría trabajar?
3. ¿Cómo sería el día a día ideal para ti?

Una vez que tengas claridad sobre las respuestas a estas preguntas, busca un trabajo que se alinee con tus valores y preferencias de estilo de vida. Recuerda que un proceso de entrevista, no es sólo para que la empresa pueda decidir si tú eres el candidato adecuado, también es para que tú puedas decidir si esa posición es la que te va a permitir tener la vida que deseas.
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
Publicidad
 
PAUTA: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
REDACCIÓN: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
CLASIFICADOS: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
DENUNCIAS: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.